ENAIRE anunció que incrementará su inversión en 2022 en un 38,2% con la seguridad, la eficiencia y la sostenibilidad como objetivos clave.

El gestor nacional del tráfico aéreo en España, ha incluido en la ley de Presupuestos Generales del Estado para 2022 una inversión de 168,7 millones de euros. Esta cantidad supone un incremento en la inversión prevista del 38,2% con respecto a la inversión de 2021, que fue de 122,1 milones de euros.

ENAIRE es una entidad empresarial pública que funciona como un ente autónomo, de tal modo que depende de sus propios ingresos, derivados de las tasas de navegación aérea y de los ingresos recibidos por la prestaciónde los servicios de navegación aérea en los aeropuertos, para garantizar un servicio crítico para el país.

En concreto, ENAIRE prevé que los ingresos de explotación en 2022 aumenten el 57% y superen los 220,6 millones de euros, al pasar de 387,2 millones en 2021 a 607,8 millones en 2022. Asimismo, los gastos de explotación aumentarán el 7,1% al pasar de 751,3 millones en 2021 a 804,3 millones en 2022.

Esta inversión será clave para digitalizar el cielo español y contribuirá a que sea más seguro, más sostenible y más eficiente y conectado para facilitar la construcción del Cielo Único Europeo.

Según lo comunicado por la compañía, esta inversión supondrá un importante impulso para el desarrollo de la plataforma U-Space, que permitirá la coexistencia de la aviación convencional con la navegación aérea de drones, aerotaxis y todo lo que tiene que ver con la Urban Air Mobility.

Asimismo, esta inversión supondrá la mejora de la operativa en la gestión de tránsito aéreo, con la modernización de los sistemas de navegación aérea a través de la digitalización y automatización de sistemas, nuevas redes y soluciones de comunicaciones, así como el impulso de tecnología que permita la utilización de la tecnología satelital en los servicios de navegación aérea y el aumento de la resiliencia en el transporte aéreo. Asimismo, permitirá avanzar en la sostenibilidad medioambiental y la eficiencia energética.