Aviación Comercial, Industria

Cargos penales contra el piloto técnico jefe del MAX

Se espera que el ex piloto técnico jefe de Boeing en el 737 MAX sea imputado por cargos penales en los próximos días.

Según lo informado por el Wall Street Journal la semana pasada,  se espera que Mark Forkner, que abandonó Boeing hace aproximadamente dos años, sea imputado en los próximos días para hacer frente a las acusaciones de que engañó a los funcionarios de la FAA sobre la importancia de la incorporación del MCAS en el MAX.

El MCAS se instaló para compensar las diferencias aerodinámicas entre el MAX y los 737 de generaciones anteriores. Se diseñó para funcionar en segundo plano sin la intervención del piloto y se citó en los informes de los dos accidentes mortales del MAX.

Según el Seattle Times, parte del Acuerdo de Enjuiciamiento Diferido entre Boeing y la FAA señalaba a Forkner y al jefe de pilotos adjunto, por haber tergiversado la importancia de la incorporación del MCAS, mientras exoneraba a los altos cargos de la empresa.

Por su parte el periódico de Seattle, expresa que  Forkner probablemente argumentará que estaba siendo sometido a una intensa presión  para convencer a la FAA de que el MAX era tan similar a los anteriores 737 que se requeriría un mínimo de formación de tipo. Ahorrando así a los clientes potenciales millones en costes de formación.

Tanto en el accidente sufrido por el MAX de Lion Air como en el de Ethiopian Airlines,  el MCAS sobrepasó a los pilotos tras obtener datos erróneos de los indicadores de ángulo de ataque, poniendo a los aviones en inmersiones irrecuperables a gran velocidad.