Aviación Comercial, Industria

El C919 tiene un grave error de ingeniería

Un error matemático en los datos de requerimiento de motorización atrasa todavía más el proyecto del C919.  Los ingenieros del C919 enviaron datos incorrectos al fabricante de los motores del avión, CFM International.

El C919 es el primer avión comercial proyectado desde cero en China, utilizando una extensa base de ingeniería obtenida durante el desarrollo del ARJ21, que a su vez se desarrolló teniendo como base el MD-80.

COMAC, el fabricante estatal de aviones comerciales, añade un severo revés al programa del C919 que ya sufre cinco años de retraso sobre el cronograma previsto. Se ha descubierto ahora que el C919 acumula un error de ingeniería elemental (y bastante grave) como es el envío de datos incorrectos al fabricante de los motores del avión. Con los datos incorrectos, el LEAP 1C destinado al C919 se desarrolló fuera de los parametros óptimos para el modelo.

Aunque no represente un riesgo inmediato, esos parámetros incorrectos pueden significar un mayor consumo de combustible, desgaste prematuro de componentes y prestaciones alejadas de las ideales en diversas situaciones de vuelo, entre otros.

Por otro lado, este error básico compromete la credibilidad del programa, que pretendía servir de escaparate de la calidad de los proyectos complejos de ingeniería china. Los fallos descubiertos atrasarán todavía más la certificación del programa, prevista para finales de este mismo año.

El C919 fue proyectado para acomodar hasta 168 pasajeros y, aunque no se ha divulgado su precio, se estima que podría estar en el rango de un 30% menos que sus rivales A320 o Boeing 737. Actualmente COMAC tiene pedidos firmes de 20 clientes, practicamente todos chinos. El objetivo inicial era atender la demanda china de este tipo de aeronave, que se estima en 6.000 unidades, y obtener apenas un tercio de esos pedidos, lo que colocaría al C919 como uno de los aviones con más éxito de la historia.