Thales Alenia Space proporcionará dos módulos para la estación espacial lunar
Espacio

Thales Alenia Space proporcionará dos módulos para la estación espacial lunar

Thales Alenia Space desarrollará dos módulos clave para la próxima Plataforma Orbital Lunar – Gateway (LOP-G) de la NASA: el I-HAB (Hábitat Internacional) y el módulo de comunicaciones y repostaje, ESPRIT. Estos dos módulos son la contribución europea para la Gateway.

El primer tramo del contrato de I-HAB, por valor de 36 millones de euros, de un importe global de 327 millones de euros, ha sido firmado con la Agencia Espacial Europea (ESA), mientras que el desarrollo de ESPRIT ha comenzado ya bajo una autorización para proceder (ATP) y con la firma del contrato prevista para finales de año.

Esta Gateway, una infraestructura orbital lunar tripulada, es uno de los pilares del programa Artemisa de la NASA, diseñado para que los humanos vuelvan a la Luna en 2024. Se está implementando a través de la cooperación internacional, que actualmente involucra a la NASA (Estados Unidos), la ESA (Europa), JAXA (Japón) y CSA (Canadá) con cada socio a cargo del desarrollo de elementos complementarios, para ser ensamblados y operados en órbita lunar a partir de 2024.

La estación, que pesará alrededor de 40 toneladas, se ensamblará de forma automática pieza a pieza en una órbita de halo casi rectilínea (NRHO)* alrededor de la Luna. La configuración final aún se encuentra parcialmente en consolidación, pero comprenderá principalmente módulos habitables para la tripulación que también ofrecerán capacidad de atraque para los vehículos visitantes y para la cápsula espacial Orion, módulos de logística, comunicaciones con la Tierra y la Luna, esclusas de aire para experimentos científicos y actividades extra-vehiculares de la tripulación (EVA), así como un brazo robótico.

No está diseñado para una ocupación permanente, pero podrá albergar tripulaciones de 4 personas por períodos de uno a tres meses. La obtención de nuevas experiencias en la Luna y sus alrededores preparará a la NASA para enviar a los primeros humanos a Marte en los próximos años y la Gateway jugará un papel vital en este proceso.

 

Thales Alenia Space ha sido elegida para construir las dos contribuciones principales de Europa a esta estación espacial:

  • I-HAB (Hábitat Internacional), un módulo presurizado que proporcionará alojamiento a la tripulación, además de puntos de atraque para suministrar interfaces y recursos a los vehículos en tránsito. El módulo será proporcionado por Europa con contribuciones de otras agencias espaciales como sistema ambiental y de soporte vital de JAXA, aviónica y partes de software de la NASA y componentes robóticos de CSA. La integración de todos estos elementos en el I-HAB se beneficiará de la gran experiencia adquirida por Thales Alenia Space durante las actividades de los Nodos 2 y 3 de la Estación Espacial Internacional (ISS) ya desarrolladas en cooperación. El lanzamiento del I-HAB está programado en 2026.

 

  • ESPRIT (Sistema Europeo de Suministro de Combustible, Infraestructura y Telecomunicaciones) consta de dos elementos principales. El primero, llamado HLCS (Sistema de Comunicaciones Lunares del Halo), proporciona las comunicaciones entre la Gateway y la Luna. Su lanzamiento está previsto en 2024 junto al HALO, el primer módulo habitable y de logística, suministrado por Estados Unidos y derivado del módulo de carga del vehículo de reabastecimiento Cygnus. Thales Alenia Space también ha sido seleccionada para proporcionar la estructura primaria y el sistema de protección frente a micro-meteoritos del HALO. ESPRIT incluye una segunda parte denominada ERM (Módulo de Reabastecimiento de Combustible de ESPRIT) que combina el reabastecimiento de combustible de la Gateway con un pequeño módulo presurizado con ventanas. El ERM proporcionará el reabastecimiento activo de la Gateway con xenón y propelentes químicos para prolongar su vida útil, y también para preparase para el sistema de aterrizaje lunar reutilizable o el sistema de transporte de espacio profundo (a Marte). El túnel presurizado del ERM proporcionará amplias ventanas que ofrecerán una vista de 360° del espacio, la Luna, la Tierra y de la propia Gateway. Este volumen presurizado también contendrá diversos elementos y logística para la tripulación. La entrega está prevista en 2026 y el lanzamiento el año siguiente.

Entre los retos para afrontar para el diseño y construcción de  estos dos módulos, se encuentra:

  • Aspectos técnicos debido al severo entorno lunar y a las condiciones térmicas extremas, incluida la protección frente a micro-meteoritos y la radiación cósmica.
  • Cumplir con el calendario del programa Artemisa, así como con las importantes limitaciones de peso para ser compatible con un lanzador comercial norteamericano.
  • Funcionamiento autónomo: dado que la estación espacial lunar no estará ocupada permanentemente, a diferencia de la ISS, deberá poder funcionar de forma independiente. Thales Alenia Space proporcionará interfaces robóticas para ambos módulos, I-HAB y ESPRIT, lo que permitirá su operación y mantenimiento de forma remota.
Thales Alenia Space desarrollará dos módulos clave para la próxima Plataforma Orbital Lunar – Gateway (LOP-G) de la NASA.