Boeing anunció la firma de un acuerdo de suministro de 7,5 millones de litros de combustible de aviación sostenible (SAF) mezclado con EPIC Fuels para alimentar sus operaciones de aviones comerciales en el estado de Washington y Carolina del Sur hasta 2022.

«El acuerdo es la mayor adquisición de SAF anunciada por un fabricante de aviones y demuestra aún más el compromiso de Boeing con la descarbonización de la aviación» explica el fabricante de aviones en un comunicado.

El SAF es una solución segura, probada e inmediata que contribuirá a alcanzar el compromiso a largo plazo de nuestra industria de conseguir cero emisiones netas de carbono para 2050″, afirma Sheila Remes, vicepresidenta de Sostenibilidad Medioambiental de Boeing. y añadió «Boeing ha sido pionera en hacer realidad los combustibles sostenibles para la aviación. A través de este acuerdo, reduciremos nuestra huella de carbono y dispondremos de SAF para las entregas a los clientes, así como para nuestras propias operaciones.»

El combustible de aviación producido de forma sostenible, que reduce las emisiones de CO2 hasta en un 80% a lo largo del ciclo de vida del combustible con el potencial de alcanzar el 100% en el futuro, es ampliamente reconocido como el que ofrece el mayor e inmediato potencial para descarbonizar la aviación en los próximos 20 a 30 años.

Fabricado a partir de varias materias primas, el combustible de aviación sostenible está certificado para su uso comercial y puede mezclarse con el combustible de aviación tradicional sin necesidad de modificar los aviones, los motores o la infraestructura de abastecimiento. Hace aproximadamente un año, Boeing se comprometió a entregar sus aviones comerciales con capacidad y certificación para volar con 100% de SAF en 2030.

El acuerdo de compra con EPIC Fuels incluye un producto SAF fabricado a partir de residuos agrícolas no comestibles, que mezcla un 30% de SAF puro con un 70% de combustible convencional para aviones. La compra permitirá ampliar el uso de SAF para la producción comercial de Boeing, las pruebas, los transbordadores, los Dreamlifter y los vuelos de clientes en las instalaciones de Everett, Renton y Seattle en el estado de Washington y en North Charleston, Carolina del Sur.

EPIC Fuels también continuará suministrando mezclas personalizadas desde el 50/50% hasta el 100% de SAF para el programa Boeing ecoDemonstrator, que acelera la innovación sacando tecnologías prometedoras del laboratorio y probándolas en el aire para resolver los retos del mundo real para las aerolíneas y los pasajeros. El SAF está actualmente aprobado para una mezcla 50/50 con el combustible convencional para aviones comerciales.