La compañía United Engine Corporation (UEC) anunció que completó con éxito las pruebas del primer prototipo de su motor turbofán PD-8.

El PD-8 está diseñado para propulsar el SSJ-NEW, una versión con todos los componentes rusos del jet regional Superjet (SSJ) 100.

Las pruebas en tierra tuvieron lugar en las instalaciones del fabricante del motor, UEC-Saturn, en Rybinsk. Según la empresa, las mismas incluyeron todos los modos de funcionamiento desde el ralentí hasta el modo de aceleración total» informó la compañía rusa.

La compañía continuará con pruebas hasta finalmente probar el funcionamiento del motor en vuelo a bordo del laboratorio Il-76LL en el Instituto de Investigación de Vuelo Gromov LII, cerca de Moscú.

El PD-8 tiene un empuje de unas ocho toneladas y sustituirá al motor franco-ruso SaM-146 instalado en los Superjets actuales.

Por su parte, la producción del avión no se reanudaría hasta 2024, cuando se espera que el SSJ-NEW esté certificado.

Los operadores rusos vuelan unos 150 aviones Superjet en la actualidad. Tras la invasión rusa a Ucrania, el avión se ha vuelto popular en Rusia para volar rutas internacionales, ante el riesgo de embargo de aviones de fabricación occidental en el extranjero.